¿Qué es la Terapia Visual?

La Terapia Visual es un tratamiento realizado por optometristas para prevenir o tratar los diferentes tipos de problemas visuales.

El objetivo es que el paciente aprenda a utilizar su sistema visual de manera precisa, eficaz y automática, para tener un control total de sus habilidades visuales y permitir que el paciente tenga un mejor rendimiento en su vida diaria, tanto a nivel escolar, deportivo, en el trabajo, social…

Los programas de Terapia Visual son totalmente personalizados para cada paciente en función de las áreas a tratar para poder obtener su máximo redimiendo, por lo tanto, se trabaja el sistema visual y, como la persona es un conjunto que no está separado de los ojos, también se trabaja todas sus relaciones con los demás sistemas, y se consigue que las habilidades optométricas (motilidad ocular, enfoque, coordinación de los dos ojos…), las habilidades de percepción visual y todas las relacionadas sean eficaces y automáticas para conseguir el máximo potencial de cada persona y aumente su rendimiento en todas las áreas.

El procesamiento visual es muy complejo y tiene muchas relaciones con los otros sistemas, por lo tanto, la terapia visual no sirve solamente para prevenir o solucionar problemas visuales, sino también para mejorar la función visual, y por lo tanto, mejorar el rendimiento a todos los niveles.

¿Para qué se utiliza la Terapia Visual?

Los ejercicios de terapia visual neurocognitiva se utilizan para mejorar y tratar:

  • Motilidad ocular (imprescindible para una buena lectoescritura y deporte)
  • Acomodación (enfoque)
  • Visión binocular
  • Ambliopía (ojo vago)
  • Estrabismos
  • Estrés visual
  • Procesamiento de la información visual
  • Problemas de aprendizaje
  • Problemas de atención y concentración
  • Integración de la visión con los demás sistemas sensoriales y motores
  • Rehabilitación después de traumatismos craneales

    

¿Cómo puedo realizar Terapia Visual?

Antes de realizar un programa de Terapia Visual es imprescindible realizar un estudio completo que evalúe todas las habilidades optométricas, de percepción, lateralidad, desarrollo motor, reflejos primitivos… para poder dar un diagnóstico y personalizar el programa de Terapia Visual Neurocognitiva.

El tratamiento consiste en realizar ejercicios con el paciente en la consulta, normalmente, una vez a la semana, y dedicar un tiempo diario en casa a realizar los ejercicios propuestos, por lo tanto, en pacientes infantiles, es fundamental la colaboración y la implicación de los padres en el tratamiento.

   

¿Se puede realizar Terapia Visual a cualquier edad?

Si, se puede realizar a cualquier edad.

La Terapia Visual en niños y adolescentes les ayuda a mejorar su rendimiento global, tanto a nivel académico, como deportivo y como social.

Estudios científicos han avalado la plasticidad neuronal durante toda la vida, así que se puede tratar cualquier problema visual o de percepción a cualquier edad con resultados muy satisfactorios, mejorando la vida diaria de las personas adultas.

   

¿Quieres saber si tu sintomatología o la de tu hijo/a puede estar causada por un problema visual?

Aquí puedes rellenar un breve formulario que te podrá orientar sobre si tu problema visual o el de tu hijo está relacionado con un problema visual y que podría mejorar con Terapia Visual Neurocognitiva.